martes, 30 de junio de 2015

El primer 911 Turbo

En 1973 en el salón del automóvil de París, Porsche presento un prototipo, el 911 Turbo.




La experiencia y los éxitos logrados con los motores Turbo de los 917 tenia que ser aprovechada en los vehículos de producción, y como no, el primer Porsche de calle en llevar esta tecnología que en términos muy básicos consistía  en aprovechar la emisión de los gases de escape para generar mas potencia tenia que ser el buque insignia de la marca, el 911.

Domar al fiera tardo su tiempo y la versión final del 911, no vio la luz hasta 1975.




Del 930, código con el que se conoce al 911 Turbo, ya hablaremos largo y tendido, pero entre prueba y prueba en 1974 Porsche fabrico 4 unidades de 911 dotados de motor Turbo, basados en el Carrera RSR 3.0 para competir a modo de banco de pruebas.




Este nuevo 911 fue denominado Carrera RSR Turbo.




El impacto visual del Turbo frente al 911 de calle es espectacular, Jekyll y Hide, La bella y la Bestia, El increíble Hulk cabreado......




A 1/43 impresiona.



















Pero es que a 1/1 asusta!













Porsche fabrico un motor de 2.1 litros para poder albergar el Turbo, que generaba 500 cv girando a 7600 revoluciones.




En cuanto al chasis proveniente del RSR y al resto de componentes del vehículo se intento aligerar al máximo, en base a un pupurri de piezas como los frenos y partes del eje trasero del 917, suspensiones de aluminio, y otras fabricadas específicamente como la carrocería con piezas de fibra y plástico, el resultado fue que el Turbo solo pesaba 820 kg. 











EL engendro superaba los 300 km/h bajando de los 3 segundos de 0 a 100.




Los gladiadores elegidos para domar a la bestia fueron estos cuatro señores.



Lennep, Schurti, Muller y Koennig.

La maqueta que nos ocupa pertenece al ultimo de los 4 construidos el chasis R13 que junto al R12 fueron los dos primeros motores Turbo en participar en las 24 horas de Le Mans, las de 1974.




El R13 con el dorsal nº22 fue pilotado por Herbert Muller y Gijs Van Lennep.




Y lograría la segunda posición de la general solo por detrás del Matra con motor de Formula 1 de Henri Pescarolo y Gerrard Larrausse.









El chasis R12 con el dorsal nº 21  a los mandos de Manfred Schurti y Helmut Koeenig abondonaria a la sexta hora de carrera por una avería en el motor cuando rodaba en cuarta posición por detrás de su compañero.














El nº 22 es un Ixo para la colección francesa Passion per la Vitesse de Altaya y el nº 21 de la marca Ebbro, y lógicamente a nivel de acabados la diferencia se nota.













Pero para nada se justifica la diferencia de precio que en el caso del Ebbro triplica el precio del Ixo.

Los 911 mas radicales de la historia fueron transportados a Le Mans como se merecen a bordo de otro de los iconos Porschitas.










Se busca foto del original con los RSR Turbo!!!

Como hemos comentado solo se fabricaron cuatro coches, chasis R5, R9, R12 y R13. El primero de todos el R5 fue un RSR de competición usado en la temporada del 73 con el motor de 2.8




El RSR  participo en las un par de carreras a los mandos de Lennep y Muller y en un par mas en manos de Follmer, Jost y Willy Kaushen durante el campeonato de resistencia de 1973.




Pero fue el coche elegido sobre el que se montaría el primer motor de 2.1 Turbo y base de pruebas para la fabricación de los otros tres chasis.

El R5 solo corrió una carrera oficial y tardía, ya que los otros chasis corrieron bastante antes, fue en los 1000 km de Imola del 74 junto al R9, el coche abandono por una avería en el motor y el dorsal que lucia era el nº 7 pilotado por Schurti y Koennig.




El coche fue vendido a Vasek Polak, y años mas tarde fue restaurado por Fresinger .






Y visto al rojo vivo de vez en cuando.




Pero la cosa no acaba aquí.




El coche fue vendido al coleccionista americano Jeff Hayes y en 2001 el coche es adquirido por Gunnar Racing, quien decide volver al coche a su estado original, el del RSR 2.8 atmosférico que hemos comentado. Gunnar nos muestra en su web la restauración prácticamente completa del coche con un trabajo increíble del coche, y muestra como el coche es realmente el chasis R5 y con el motor Turbo!!! 

Vale la pena ver el proceso http://www.gunnarracing.com/ y como se basa para volver al RSR en la maqueta de Minichamps!!




Esta vuelta al RSR 2.8 original no me cuadra ya que el valor de un RSR Turbo supera y de mucho como veremos al de un un RSR 2.8.

El coche apareció en la IV Porsche Rennsport Reunión celebrado en 2011.




Una vez conocida la obra y milagros del R5, que fue del chasis R9?




De este hay bastante mas datos, tras correr en 7 pruebas en 1974 es vendido por la fabrica al americano William Jackson, otro de los grandes coleccionistas de Porsche conocidos  por 77.700 marcos alemanes, Jackson  lo mantuvo hasta 1999 año en que lo puso a la venta siendo adquirido por otro de los coleccionistas de Porsche mas famosos del universo Porsche, Matt Drendel en el 2003.




Tras la muerte de este la familia ha ido vendiendo la impresionante colección de Porsches que poseía, en 2012 en el certamen de Amelia Island Gooding & Company subasto el RSR Turbo.





La familia Drendell puso a la venta ese año 18 Porsche de la colecion de Matt.




El primer Turbo con "papeles" chasis 911 460 9016 R9 fue vendido por 3.245.000 dolares!

Os dejo un link con el vídeo de la puja.




El R12 nunca salio de la casa y actualmente esta expuesto en el Museo de Sttutgart.




Y por ultimo el R13 pertenece a una colección privada britanica, el coche es habitual en concentraciones y exposiciones como su aparicion en el 2013 en el concurso de elegancia de Amelia Island.













Lo de pasearse le viene de origen ya en el 74 en la presentacion de las 6 horas de Watkings Glenn lucio en el Hotel Plaza de New York.

O el año pasado en el museo Louwman de Holanda en una exposicion conmemorativa de Martini.



Y para finalizar escuchemos rugir al primer 911 Turbo de Carreras!!!

Saludos!

1 comentario:

  1. Espectaculares, a esos 21 y 22, ¡los quiero ya!
    O al menos me conformo teniendo sólo uno...
    Abrazo!

    ResponderEliminar